Valoración del Usuario: 0 / 5

estrella inactivaestrella inactivaestrella inactivaestrella inactivaestrella inactiva
 

Definitivamente el Calatayud se queda sin objetivos para lo que resta de temporada

El conjunto bilbilitano perdía en el campo del Quinto por cuatro goles a dos

El fútbol tiene estas cosas, y es que en ocasiones, en algunas, este deporte no se ajusta a los méritos  contraídos en la mayoría de los encuentros. Puede ser el caso en esta campaña del Atco. Calatayud, un equipo que ha practicado un fútbol mucho mejor que la posición que ocupa la plantilla en la competición, décimos con 40 puntos y sin objetivos en lo que resta de temporada. Quizás la clave pudo estar en lo mucho que le costó al equipo arrancar en la temporada, un lastre que han soportado y que finalmente no han podido superar a pesar de que su juego en líneas generales está muy por encima de la clasificación. En este sentido y a pesar del puesto nos parece justo destacar el buen trabajo que se ha venido realizando por el equipo capitaneado por Ricardo Ballestín, un entrenador en el que se debería de volver a apostar en la próxima campaña. El tiempo y la decisión del presidente serán determinantes.

La primera mitad resultó igualada, quizás con más control por parte del conjunto local pero sin a penas ocasiones de gol para unos y para otros. En el minuto 43 Pérez lograba el primer tanto del encuentro adelantando al conjunto local que lograba de esta manera antes del descanso un premio quizás inmerecido.

Tras el descanso el partido se convirtió en un constante intercambio de golpes por parte de ambas formaciones. En el minuto cincuenta Blasco remataba un buen balón servido por Pablo Sebastián y subía el empate a uno en el marcador. Sin embargo en este intercambio de golpes el Quinto volvía a ponerse por delante en el minuto 57 con gol de Abós.

A partir de ese momento cambios en las dos formaciones con dos equipos en busca de la victoria. Moha, que había entrado en la segunda parte, hizo el tercero tras aprovechar un rechace de su propio disparo. A pesar del tres a uno el equipo de Ballestín no se vino abajado y tras un  buen disparo de Panocha lograba en el minuto 83 poner el tres a dos en el marcador. En el 89, de nuevo Moha, lograba otro tanto para dejar el partido sentenciado con ese cuatro a dos con el que finalmente terminó.

Desde luego hay que destacar la aportación en el partido de este jugador del Quinto que saliendo desde el banquillo conseguía dos de los cuatro tantos logrados por su equipo. Por parte del Calatayud sorprendió la fragilidad defensiva del equipo en esta ocasión y como aspectos más positivos la aportación de Víctor Gracia y de Paco Blasco.

De cara a la próxima jornada el Calatayud jugará el domingo en el campo de San Iñigo ante el San Fernando, equipo que está inmerso en la pelea por mantener la categoría y en la que se jugarán tres puntos muy importantes para ellos puesto que el Calatayud se queda sin nada en juego.