Valoración del Usuario: 0 / 5

estrella inactivaestrella inactivaestrella inactivaestrella inactivaestrella inactiva
 

 

La Federación Española de Fútbol debería de entrar a valorar su organigrama deportivo y organizar la competición de tal forma que éstas pudieran ser atractivas para los equipos participantes.

El coste que le supone a cada uno de los equipos para participar puede estar rondando los 50.000 euros por temporada y todo esto teniendo en cuenta que los jugadores no cobren. Son muchos desplazamientos largos, muchos gastos de autobús y un compromiso muy serio por parte de los jugadores que en muchos casos sin cobrar acumulan muchos días de entrenamiento para preparar la competición y fines de semana con viajes de hasta cuatro horas.

Los equipos se encuentran también con otro problema añadido y es que la competición supone muchos gastos y no encuentran patrocinadores a los que les resulte interesante patrocinar a los conjuntos, en una categoría que no tiene tampoco mucha respuesta en los medios de comunicación nacionales.

En el grupo dos y de cara a esta próxima temporada la competición parece que va a pasar de 16 equipos que la formaron en la pasada campaña a trece: San Juan, Tafatrans, Zierbana, Santurtzi, Laskorain, La Unión, Pinseque, Sala 2012, Sala Quinto, Cuellar, Universidad de Valladolid y Juventud el Círculo. Un grupo en el que Segorbe pasa al grupo tres y Guadalajara al cuatro. Renuncian a continuar en la competición Construcciones Cobo y deciden no ascender el Gracurris riojano y el Santoña cántabro, además de Guadalajara que pasa al grupo cuatro.